Del respeto a tus creencias y demás yerbas

de eso querés hablar?… – ok. En primer lugar soy atea confesa; sucedió después de recorrer por años todo tipo de religiones y/o esoterismo barato buscando una respuesta, y fue así cuando me di cuenta de que no existe. A partir de que cada ser humano es diferente a otro, no existe una verdad irrefutable que funcione para todos. Para que empecemos a entendernos; no repudio tu libertad de creer o no creer, por mi podés creer en unicornios voladores también y esa es tu opción personal que si te hace mejor persona: pues bienvenido!. Lo que detesto es la desfachatez

Continue reading